Expo: Cementerios del mundo

Piedra de Toque
 
   

 

La forma y el lugar de enterramiento han variado a lo largo de la historia como un elemento más, inherente a cada cultura, tradición o época histórica. Los cementerios reflejan de un modo u otro su mundo, su sociedad, de ahí su importancia e interés para el historiador. Estos lugares sagrados, que han llegado  hasta nosotros, no sirven tan solo para el estudio de la muerte sino también para el de la vida, ya que suponen la expresión de un momento histórico, como ejemplo  las pirámides de Egipto, las catacumbas, los sarcófagos, las capillas funerarias o los cementerios contemporáneos, huellas del paso hacia la muerte pero, eso sí, producto de muy diferentes creencias o intenciones.

 

He aquí un pequeño muestrario de algunos de los cementerios regados en el mundo dotados por el distintivo de la belleza, adicionado con un detalle de las tumbas de los narcotraficantes en Sinaloa:

 

1. Cementerio alegre de Sapantza (Rumania)

Puede parecer contradictorio, pero es un museo a cielo abierto que recibe a miles de turistas. Las lápidas grises se sustituyeron por estas de muchos colores que describen la vida de las personas enterradas.

 

2. Père-Lachaise (Francia)

Napoleón lo construyó en 1804. El cementerio ocupa 44 hectáreas y es muy verde. Hay muchos famosos enterrados como Jim Morrison, Edith Piaf, Allan Kardec, Balzac, Proust, Chopin, María Callas y Oscar Wilde.

 

3. Okunoin, Wakayama (Japón)

Es el cementerio más grande de Japón (con más de 200 MIL sepulturas) es un auténtico templo de meditación. Okunoin es el lugar más sagrado de Koyasan, en el que se encuentra el mausoleo de Kobo Daishi, fundador de la secta budista Shingon.

 

4. Cementerio de la Recoleta, Buenos Aires (Argentina)

Es famoso por las tumbas de figuras ilustres argentinas, desde expresidentes a músicos y escritores. La más visitada es la de la ex primera dama Eva Perón. Su arquitectura neoclásica, sus obras de artes y los jardines que lo rodean lo hicieron famoso.

 

5. Cementerio de Highgate, Londres (Reino Unido)

En el norte de Londres está este cementerio, conocido por su arquitectura gótica. También es famoso por ser el lugar en el que descansa Karl Marx. Oficialmente tiene el nombre de St. James Cemetery. El lugar tiene fama de estar encantado. El siglo pasado, numerosas personas afirmaron haber visto tumbas abiertas y fantasmas.

 

6. Monte de los Olivos, Jerusalén (Israel)

Está lleno de tumbas de color arena. Tiene vistas de Jerusalén y del desierto. Allí descansan rabinos, profetas cristianos y el ex primer ministro israelí Menachem Begin. Ya casi no hay espacio para nuevas tumbas.

 

7. Antiguo Cementerio Judío, Praga (República Checa)

El antiguo cementerio se convirtió en un memorial en homenaje a la comunidad judía. Desde el siglo XV era el único lugar en el que los judíos podían enterrar a sus muertos. Esta situación causó que se enterrasen a unas personas encima de otra. Hoy hay cerca de 12 mil lápidas, aunque hay casi 200 mil personas enterradas

 

8. Cementerio Waverley, Sídney (Australia)

Aquí descansan algunos australianos famosos como Henry Lawson, el jugador de críquet Víctor Trumper y el rebelde irlandés Michael Dwyer. El cementerio inaugurado en 1877 tiene 16 hectáreas que se extienden a lo largo de un acantilado con vistas al Pacífico Sur.

 

9. Cementerio de la Catedral de St. Andrews (Escocia)

La catedral de St. Andrews, construida en los siglos XI y XII, fue la más grande de Escocia durante varios siglos. No obstante, después de muchas guerras, se destruyó y ahora es un cementerio. Los aficionados al golf pueden visitar la tumba del profesional Young Tom Morris. Los apasionados de la cultura pueden apreciar las esculturas medievales.

 

10. Jardines del Humaya (Culiacán, Sinaloa, México)

Están sepultado ahí algunos de los narcotraficantes más peligrosos o influyentes de México, entre ellos Arturo Beltrán Leyva, otrora líder del Cártel de los Hermanos Beltrán Leyva; Ignacio Coronel, ex jefe del Cártel de Sinaloa; y Arturo Guzmán Loera, hermano de Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán, por mencionar algunos.

Los mausoleos cuentan con dos o tres niveles y tienen red wifi, aire acondicionado, circuito de seguridad, figuras religiosas y hasta habitaciones y sanitarios.

El acceso a este panteón es restringido, únicamente pueden acceder los familiares de los difuntos, que en muchas ocasiones se presume que son capos de la droga o influyentes lugartenientes de alguna organización criminal.

Según medios locales, se estima que la construcción de una de estas tumbas oscila entre los 50 mil pesos (más de 2 mil 600 dólares) y los 6 millones de pesos (más de 300 mil dólares). Las personas que edifican estos mausoleos se mantienen en el anonimato, ya que muchas veces son requeridos por distintas bandas que sostienen rivalidad en el mundo del crimen organizado.

 

 

 


 
 
 
     
 
     
 
     
 
     
 
Regresar al inicio de esta página
Home | Archivo | Acerca de Piedra de toque | Contacto

Diseño y desarrollo: Iomedia